Preparativos Operación Pañal

Como ya os contaba aquí, a Coque le ha costado siempre hacer caca, ahora lo llevamos mejor a raíz del tratamiento recomendado por la pediatra, por tanto veo oportuno probar a deshacernos del pañal porque creo va a ser positivo con respecto a nuestro problema. Además en la guarde ya están con ello, incluso con niños más pequeños.

¿Cómo nos iniciamos en el tortuoso maravilloso mundo del Adiós Pañal?

WC reductor y peque

Tenía ya de Tate un wc pequeñito, muy mono, de Jané, que, sinceramente apenas usé, y lo hemos puesto en el baño.

Estuvimos un tiempo invitando Coque a que se sentase (con la ropa puesta) y algún entretenimiento como libros o vídeos en el móvil (sobre niños que van al wc), conseguí que hiciese las cacas que tanto le costaban de una manera más cómoda y sin lloros, aunque fuese en el pañal.

Al principio no quería quitarse la ropa, pero después sí y hacía caca en su wáter y todos tan contentos. Mucha fiesta y pegatina, qué bien, qué ilusión, ni llantos, ni sufrimientos, ni horas apretando y sin resultado. A veces, de primeras le costaba decidirse asentarse, pero entretenido, lo conseguimos!

El pis también lo hace, cuando le parece, claro, pero lo que más me importa es que se familiarice con el baño y no le coja manía, sobre todo.

También tenía un reductor, Sigue leyendo

Anuncios

Escapada a Cuenca

El puente del Corpus Cristi, del 4 al 7 de junio, hace unos días, hicimos una escapadita a Cuenca.

Nos alojamos en una casa rural en un pueblo cercano: Valdecabras, rodeado de naturaleza y a escasos minutos de la ciudad de Cuenca.

Llegamos el jueves y comimos en el restaurante del pueblo, fuimos a descansar a casa, mientras Coque hacía su siesta, Tate y yo fuimos a una pista de fútbol/baloncesto que había al lado, luego dimos un paseo por el pueblo e hicimos una pequeña ruta adentrándonos en la montaña.

El viernes fuimos a Cuenca. El dueño de la casa nos recomendó ir por el camino de San Isidro, y así lo hicimos, preciosas vistas del río y de la ciudad antes de llegar, paramos en varios miradores porque el paisaje merecía la pena.

Foto Resumen Cuenca

Cuenca

Hacía un día bastante caluroso, callejeamos por la ciudad, viendo los típicos lugares y fuimos al Museo de la Ciencia (visita obligada allá donde vayamos). Me parece una magnífica opción para ir con niños, aunque sinceramente, cuando no teníamos, también íbamos. Me encanta esa interacción que no existe en otro tipo de museos, y claro, a los niños, ni te cuento.

Estuvimos como dos horas que se nos pasaron volando. Sigue leyendo

Todos a leer!!!

Ya que esta semana ha sido el día del libro y que todos tenemos clara la importancia de la lectura desde la primera infancia, no quería dejar de compartir con vosotros un extracto de un artículo publicado por ABC, merece la pena echarlo un vistazo.

Cinco consejos para convertir a un niño en un gran lector:

—El libro debe ser visto como un juguete, desde muy pequeñitos tienen que tocarlos, jugar con ellos, investigar… Esto es esencial para que, cuando crezcan, no vean los libros como algo aburrido.

—Obligar a leer es un gran error. Hay que conseguir que los niños lean por su cuenta y esto se logra cuando ven la lectura como una satisfacción.

—Pedir consejo y visitar las bibliotecas puede ser muy útil para dar con el libro y el entorno adecuado ya que, en muchas ocasiones, no sabemos qué libro es el más recomendado para cierta edad o para ciertos niños. Que el libro enganche es clave para que no pierdan la rutina de lectura.

—Dejar que los niños elijan el libro. Los pequeños tienen que encontrar los libros que más les atraigan y se ajusten a sus aficiones. Eso sí, siempre hay que revisar que el contenido y el vocabulario es el adecuado a su edad. Además, esto también le sirve para aprender a escoger, algo que a los niños les cuesta mucho.

—Y lo más importante…¡los mayores deben predicar con el ejemplo y leer! Si queremos que los niños lean deben ver que los mayores leemos, ya que normalmente tienden a imitar los comportamientos de los adultos que les rodean.  Así que… ¡todos a leer!

*Artículo completo: http://www.abc.es/familia-educacion/20150423/abci-internacional-lectura-libros-201504231103.html?utm_source=abc.es&utm_medium=modulo-sugerido&utm_content=noticia-AB&utm_campaign=outbrain=obinsite

Ruedines fuera!!!

Creo que el título lo dice todo, verdad? Llegó el momento de “volar” solo…
Ruedines fuera
Hemos pasado todo el invierno dando vueltas con la bici en el sótano (para quitar el mono) o salíamos cuando el tiempo nos dejaba a dar una vuelta por calles poco transitadas.
A Tate le ha gustado coger la bici desde pequeño, con ruedines, claro. Se quedaba con la boca abierta al pasar algún niño algo mayor que él con la bici y le era inevitable preguntar que él cuándo podría ir sin las “ruedecitas”.
Le regalaron una bici para su 2º cumple, empezamos a usarla enseguida, pero sólo dentro de casa porque eran de las de “iniciación” con rueda dura y avanzar por el asfalto le costaba muchísimo.
Para el siguiente cumple llegó la bici actual, de las de siempre, con sus ruedines y fue un éxito total, aunque hubo una época de utilizar las dos porque la nueva era un poco grande, seguimos saliendo todo lo que pudimos y luego tocó bici de interior (o sea dar vueltas, dentro de lo que cabe, por el sótano, que ya es algo…). Ya empecé a ver que lo hacía bastante bien. Quité los ruedines de la primera bici para que practicara y llegase fácilmente al suelo, creo que vino bien porque cogió más estabilidad, pero ya se nos quedaba pequeño el sitio, necesitábamos salir al exterior, pero tocó racha de todos los fines de semana mal tiempo 😦
Cuando por fin, el tiempo fue mejorando, aprovechaba los fines de semana para salir después de comer a practicar (ya que Papá podía quedarse con Coque en la siesta) y más que nada coger fuerza en las piernas, porque no es igual ir por suelo de baldosas que por la calle (mejor o peor asfaltada), por no mencionar las cuestas en subida o bajada, hay bastante diferencia.
Después de varias salidas, Tate ya estaba ansioso aunque también temeroso… deseaba ir él solo sin ruedines con su bici!!! Coque se quedó en casa con la abuela, y Papá, Mamá y Tate nos fuimos a la Operación ruedines. Sigue leyendo

Casa Rural: En familia

Estos días de Semana Santa hemos ido a una casa rural con la familia. Solemos ir todos los años en estas fechas, siempre que la mayoría pueda. En esta ocasión, éramos 12 adultos más 2 niños (los míos), porque los demás primos no les cuento como niños, ya con más de 15 años…

El día a día con la familia (que además es la familia de mi marido, aunque también esta vez hemos conseguido convencer a mi madre entre todos para que se viniera) o con un grupo de gente con el que estás las 24 horas del día puede ser duro, pero simplemente siendo coherentes, no debe haber problema.

Sé que much@s al leer esto pensarán: Oh, Dios mío! pero cómo te atreves???, pero no, no es el caso. Estaba deseando que llegaran las esperadas vacaciones de Semana Santa, además de pasarlo bien, tenía ganas de ver a Coque desenvolverse en tal ambiente. Sigue leyendo

Casa Rural: Huevos de Pascua

Antes que se olviden estas fechas ya pasadas de Semana Santa, me gustaría contar lo bien que se lo pasaron los niños buscando huevos de chocolate por el jardín, resultó de lo más entretenido.

Huevos Pascua

Estuvimos de casa rural con la familia de Papá (ya os contaré con más detalle porque estos días han dado mucho juego) y a mi cuñada se le ocurrió comprar huevos de chocolate pequeños y esconderlos por el jardín de la casa. Después de desayunar, selo dijo a Tate y… transformación: de pronto se convirtió en explorador! Le encantó la idea.

Empezó a dar vueltas revisando todo y… Sigue leyendo

Mis Imprescindibles

Llega la hora de salir de casa, no vas nada más que al parque de al lado, pero… hay que coger lo básico. Ya intento no llevar ni bolso, si acaso alguna mochila y que la lleven ellos, que si se lo vendes bien, les hace mucha ilusión (aunque a la vuelta te toque llevarla a ti porque esa ilusión ya se ha desvanecido).

¿Qué coges, sí o sí?

De ninguna manera podemos salir de casa sin:

Pañuelos de papel: el moco está asomando casi todo el año… y en esta época, qué os voy a contar! Si nos decían que el tiempo mejoraba, pero no hay manera. Ayer tarde salimos con solecillo y terminamos con nubarrones. Al menos pudimos hacer alguna foto interesante, a ver si nos da juego… Bueno, ya es viernes y esperamos que se cumplan las predicciones, eh? Que queremos salir al exterior y no perecer en el intento.

Botella de agua: porque claro, aunque salgamos recién bebidos, al rato ya están pidiendo agua. ¿Por qué no beberé yo como ellos? Me encantaría beber esos míticos 2 litros de agua al día, todo sea por la salud, pero… Misión Imposible! Intento beber algún vaso de agua porque termino el día y no he bebido una gota,  pero es que lo mío es más la cerveza o el vino, en las comidas! tampoco penséis que esto todo el día con el pin piri-bin pin-pin.

Cochecitos o algo para jugar. Solemos coger dos cositas para cada uno, y digo Cositas porque me costó bastante que Tate entendiera que no se podía llevar ningún vehículo de gran tonelaje, siempre elegía los más grandes, por fin dejamos el tonelaje pero sigue siendo vehículo, me da igual lo que sea pero que entre en un bolsillo. Aunque sea para ir al parque, que en principio allí hay cosas para que se diviertan a tope, pero siempre terminan jugando con ello, ayer sin ir más lejos, lanzando los coches por el tobogán, les entretuvo más que tirarse ellos… esto no hay quien lo entienda.

Mis Imprescindibles

Pues creo que está todo, creo que estos son nuestros imprescindibles, hablando de niños, claro, porque aparte de esto yo sólo llevo las llaves de casa y el móvil. Se acabó.

¿Cuál son vuestros imprescindibles?

¿Recortáis tanto como yo o hacéis más concesiones?